Problemas cotidianos. Soluciones simples.

Ser ama de casa implica un reto de naturaleza diversa…

Conservar vegetales en el refrigerador por más tiempo

Deja un comentario

NOTA: El presente artículo lo ofrezco a las lectoras y los lectores a título personal y no representa la visión de la empresa que he mencionado. No recibo comisiones ni pago alguno por la publicación de este artículo, ni por las ventas de los productos aquí descritos. Solamente estoy ofreciendo mi perspectiva personal acerca de ellos.

En esta oportunidad, quiero hablarles de un producto en específico.

Normalmente no hago esto, no me gusta hacer propagandas gratuitas. 🙂

Sin embargo, también soy del criterio de que cuando uno encuentra un producto con un valor agregado importante, algo que puede facilitar la vida, ahorrar tiempo y cosas por el estilo, es decir, un producto que vale bien su precio, pues es bueno dar el santo a los demás.

Vistas las anteriores advertencias, comenzamos…

Me encanta comer vegetales y frutas. Y hago mil maromas para conservarlas, porque detesto desperdiciar la comida.

En esta tarea, el refrigerador es mi mano derecha. Sin embargo, a veces se convierte también en el verdugo de las frutas más jugosas, la lechuga o los vegetales miniatura que tanto me gustan. Entonces, muy a mi pesar, toca echarlos a la basura, porque el mismo frío los ha dejado quemados y sin sabor.

Sucede que mi marido, en uno de esos arranques consumistas que le dan en ocasiones, trajo a casa un producto de Tupperware que se llama “Fresquita”. No sé con qué nombre se le conozca en otros países. Les dejo la foto, para que se hagan una mejor idea de lo que estoy hablando:

Tiene unas dimensiones de 36 centímetros de largo por 15 de fondo y 12 de alto, aproximadamente (he intentado señalarlas en la foto).

Como pueden notar en la imagen, se trata de un recipiente alargado, de plástico, que cuenta con una rejilla que se coloca en el fondo, favorece la ventilación y al parecer es la que hace toda la magia.

Mi marido lo puso en mis manos con la promesa de que conservaría mejor las verduras.

Obviamente, yo observé la “maravilla” con desconfianza, y con la actitud de Santo Tomás: hasta no ver, no creer. ¡Si era un tarro, como cualquier otro! Idéntico a otro montón que tenemos, y que no han impedido que mis preciadas verduras se arruinen…

Sin embargo, ocurrió lo inesperado: ¡Fresquita funciona!

Les puedo garantizar que sí cuida las verduras: no se echan a perder con el frío, no pierden el color, no se pudren, y se mantienen en condiciones perfectas para el consumo, durante mucho más tiempo que con otros métodos que hemos utilizado para protegerlas. Lo cual no quiere decir que las verduras alcancen la inmortalidad, claro está. 😀 Pero al menos hace que duren el doble que antes, y eso, para mí, ya es muuuuucho decir.

Lo que hice, para decidir que funcionaba, fue tomar un montón de verduras diferentes, partirlas en trozos aptos para el consumo, y meterlas crudas dentro del recipiente, dentro del refrigerador. No me preocupé siquiera de secar las verduras, ni nada de eso. Tal cual.

Luego, saqué poco a poco las verduras para cocerlas, apenas en la porción que íbamos necesitando para cada comida. Es decir, las preparé y guardé un domingo, saqué una parte y la cociné el lunes, otra parte el martes, otra el miércoles, y así sucesivamente. En cada ocasión en que las cociné, tuvieron el mismo sabor, frescura y apariencia saludable.

Ya llevo tres veces haciendo el mismo experimento, con verduras distintas, y los resultados han sido igual de buenos. Con frutas y lechuga todavía no intenté. Lo cierto es que quiero otro igual, para poder meter más cositas. 😀

Así que se las dejo, 100% recomendada si:

  • Viven solos(as) y quieren mejorar la calidad de su alimentación incorporando verduras en las comidas, pero no tienen tiempo para pelar, cortar y cocinar todos los días. Con este aparatito, sólo deberán sacar un rato, una noche de la semana, para prepararlas, y cinco minutos por comida para cocerlas, en caso que las quieran cocidas.
  • Están intentando mejorar su dieta para bajar de peso, bajar su colesterol, cuidar sus niveles de azúcar, etc., y les genera un poco de dificultad hacer el cambio en sus rutinas de alimentación.
  • Quieren cuidar su economía, sacando el mayor partido posible a las frutas y verduras que adquieren en el supermercado, y están hartos de tirar a la basura lo que el refrigerador arruina.
  • Tienen poco tiempo para preparar comidas con calidad y variedad.

Conozco otras marcas que tienen recipientes con características físicas similares a estas. Se consiguen incluso en los supermercados. No me atrevería a recomendarlas, por el simple hecho de que no las he probado.

Sin embargo, si alguno(a) ha adquirido un producto similar a este, y le ha dado muy buenos resultados, le agradezco que deje un comentario con la información. 🙂

Anuncios

¡Tu opinión me interesa! Comenta aquí...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s